lunes, 31 de diciembre de 2007

POR FIN, HASTA EL AÑO QUE VIENE.


Bueno, pues es lo que hay. Se acaba el año, por fin, a la porra este 2007 tan... y llega 2008, que para empezar tiene a su favor, que es par.
Quiero despedir el año, con esta foto. Quiero resaltar el cambio que ha tenido en mi esta foto que apenas tiene dos días, pero que de una "inmensa bofetada" en mi razón, me ha puesto en mi sitio.
La que aparece conmigo es mi hija.
Dios mio, cómo ha pasado el tiempo y al mismo tiempo, qué de tiempo ha pasado.
Tengo una mujer en casa.
No es buena estudiante, lo tengo que reconocer, pero por lo demás, no deja de sorprenderme. Es muy cariñosa, bastante más que yo, miente lo justo para su edad, bastante menos que yo, pero sobre todo, tiene un gran corazón con los más indefensos, es la típica "defensora de pleitos pobres" y en eso, es en lo que me doy cuenta, de que mal del todo no lo estoy haciendo.
Físicamente es de su padre, pero mentalmente es mía, (algo tenía que sacar).
Lo ha pasado mal, pero siempre ha estado a la altura de las circunstancias, separación, cambios de casa, algún que otro enfrentamiento, por eso este pequeño homenaje se lo debía.
Es lo más grande que tengo, y ella no quiere saberlo, como la mayoría de los hijos.
Está en la etapa de "el mundo contra mi" y tengo que llenarme de paciencia, pero ME ENCANTA SER, SU MADRE.
Desearos a todos Felíz 2008, lleno de como no, Mejor vida, Oro afectivo, Nada de enfermedades, Ideas buenas, Corazones llenos de paz y mucho, mucho Amor.

jueves, 6 de diciembre de 2007

TE PIDO PERDÓN...

No sé si servirá de algo, pero lo voy a intentar...
Te pido perdón por todo, todo lo que aguantas, lo que te callas, lo que no dices, lo que lamentas, lo que te falta, lo que te sobra, lo que quieres, lo que piensas, y lo que me quieres... por todo ello, TE VUELVO A PERDIR PERDÓN.

Mi Herc, hoy he leído varios "entradas" de amigos y conocidos y si seré necia, que todo el mundo pide, lo que tengo yo, y no valoro o lo valoro poco, y encima, a ti te basta, y te sobra, como me sueles decir, y pienso: "¿cómo te puedo merecer?"

Al principio, te hacía felíz, te llenaba, tenía la virtud de hacerte reir, de darte tranquilidad, te hacía ver el vaso simpre lleno, y toda esa magía, tu Musa hoy la perdió, el día a día no gana siempre, pero nos hace librar grandes batallas.

Te debía este texto; tu sabes y yo sé, que debemos estar juntos, que estamos felices juntos, pero que a veces, se nos hace insorpotable, y sobre todo es por mi. Pero yo no sería sin ti, ni me planteo el mundo sin ti, cuando te abrazo y me encuentro en tu pecho, es lo más parecido a la serenidad que he sentido nunca, no hay ruido, no hay preocupaciones, no hay horarios, tu y yo, o mejor yo, en tu pecho, en ese valle de tranquilidad, acariciándote entero y escuchando únicamente tu respiración y esperando, como agua para chocolate, un beso en mi frente, o en mi boca, preludio de la siguiente escena...

Tu me haces la vida tan fácil, me ayudas tanto, me das tanto equilibrio, y yo muchas veces solo te doy, la espalda... e incluso con eso te conformas.
Qué de gracias debo dar, sobre todo a tu anterior amor, que te dejo libre para que yo te encontrara y darme cuenta de lo equivocada que estaba respecto al AMOR. No entenderé nunca, como alguien puede separarse de un hombre así, como una puede estar cansada de besos, abrazos, amor, comprensión, buenos gestos... pero mejor me callo, no sea que despierte celos, solo debo agradecer tu libertad para encontrarte conmigo.


Hoy quiero decirte, que TE QUIERO, y que seré una idiota si sigo por este camino que me he trazado, por no saber coger el fácil, el más simple, el que está lleno de luminosos que me indican dónde está tu mano.

Herc, no dejes que haga el tonto, apriétame fuerte contra ti, dime y no entre sueños, como sueles hacer, lo mucho que puedo perder, realmente como te dije al principio de conocernos, es tan importante sentirse querido... nadie me hizo sentir así jamás.

Tu musa, tu Meg, en definitiva, tu amor, QUE TE QUIERE Y DESDE AQUÍ, TE PIDE PERDÓN, por haber perdido la capacidad, de demostrarte lo mucho que te quiere, sin por eso perder este gran
sentimiento de Amor.


Entrenando

Ayer entré en el salón de mi casa... y al ver que yo llegaba... mi marido me dijo: "no quieres ver esto ¿no?" (tengo que deci...